Una tradición a punto de apagarse


Una tarjeta navideña es una felicitación que se adorna de manera que hable de la Navidad, en España se conoce popularmente como Christma.

La tradición de intercambiar tarjetas navideñas tiene una larga historia en los países occidentales y se ha extendido en todo el mundo.



Algunos son de naturaleza religiosa, mientras que otros celebran el lado secular de la fiesta. El origen de los Christmas está directamente relacionada con los avances en las técnicas de impresión y mejoras tanto en el costo y la entrega de correo regular.






Las primeras tarjetas de Navidad se vendieron por Sir Henry Cole en Londres en 1843. La época victoriana, conocido por elaborar los detalles, vio el surgimiento de las tarjetas bellamente ilustrado y adornado con imágenes de flores, frutas, criaturas mágicas y otras imágenes inspiradas en la primavera, imágenes de los niños y los animales también fueron populares.


El origen de las tarjetas de Navidad en los Estados Unidos, seguido muy de cerca la tradición europea.

Los estadounidenses comprar tarjetas de Navidad de Europa y comenzó el intercambio en torno a 1845.

Louis Prang, una impresora que había viajado a Europa a principios de año para aprender las técnicas de impresión, creó las primeras tarjetas de Navidad impresas y vendidas en los Estados Unidos en 1875.



A principios las tarjetas de navideñas victoriana reflejaban el deseo de una primavera temprana, mientras que las tarjetas creadas durante las guerras mundiales a menudo mostraban imágenes o temas patrióticos.



La televisión y las películas de carácter navideño se hizo popular con el aumento de proyectos de animación y más producciones audiovisuales elaboradas en los años 1960 y 1960, como Disney, Looney Tunes y personajes de "Peanuts.




Estas tarjetas eran tradicionales a principios cuando las tarjetas dobladas eran enviadas en sobres. A principios de siglo las tarjetas de Navidad fueron un negocio en auge y crearon un enorme incremento en el número de cartas enviadas entre Acción de Gracias y Navidad. Las felicitaciones generalmente reflejaban los temas populares de la época.






La tarjeta de Navidad incluso ha alcanzado a la era del ordenador, ahora las tarjetas electrónicas son frecuentes.



Expertos de crédito de este tipo de tarjetas como parte de una disminución general de dar y recibir Christmas en los Estados Unidos, así como la tendencia que corresponda a través del teléfono o electrónicamente en lugar de a través de comunicación escrita.



Muchos individuos, grupos sin fines de lucro y las empresas utilizan tarjetas de Navidad como herramientas de relaciones públicas. Oficial tarjetas de Navidad se envían cada año a partir de la Casa Blanca, la Familia Real Británica y otros dignatarios.




Las empresas envían tarjetas de Navidad a clientes, proveedores y otros, para fortalecer los lazos y poner su nombre delante de los clientes actuales y potenciales.

Caridades suelen enviar tarjetas de Navidad como una forma de recordarle a la gente a ser generosos con las donaciones en esa época del año.





Los Christmas en papel van desapareciendo !! .. Recuerdo de chiquita por estas fechas, llegaban a la casa trabajadores de la basura o de correos, entregaban una tarjeta de navidad y a cambio les tenías que dar  el aguinaldo.. alguien recuerda el aguinaldo ..?? había un villancico que decía algo así...

En la puerta de mi casa
voy a poner un petardo,
"pa" reírme del que venga,
a pedir el aguinaldo.
Pues si voy a dar a todo,
el que pide en noche buena,
yo si que voy a tener,
que pedir de puerta en puerta.



Se agradece el aguinaldo ..  felices ilusiones .. Nos vemos !!



Información tomada de Life 123
Vídeo prestado por YouTube.

Share this:

, , , , ,

COMENTARIOS

21 comentarios:

SOLO DE INTERES dijo...

Curiosa la historia e interesante no me la sabia, si han ido desaprenciendo de pequeña recuerdo que se recibian muchas en casa, ahora son acocionles, creo que esta mudando al mundo virtual. Un fuerte abrazo y dulces sueños

josefina dijo...

El villancico, lo habre cantado miles de veces, me encanta que lo hayas recordado.
las targetas son todas preciosas y tu escrito como siempre interesante.
Un abrazo guapa

✙Eurice✙ dijo...

Aunque personalmente no me gusten estas fiestas, por eso no dejo de ignorar a los que les gusta celebrarlas. Sigo esa tradicción todos los años, mando tarjetas navideñas, en sobre con sus sellos escritas de mi puño y letra a pluma. En lo que a mi respecta esa tradicción no se ha perdido y mientras sigan existiendo esas tarjetas seguiré con ella, es más antes las mandaba con antelación por que en Correos había retraso, hoy con las formas actuales de comunicación ese problema ya no existe.
Que tengas buena semana.
Besos

Cantares dijo...

Me quedo intentando recordar si fué la navidad pasada o la anterior que recibí la última tarjeta de saludos por correo
Eran preciosas,aunque siguen existiendo las reeemplazamos sin darnos cuenta con los saludos telefonicos, los sms y los correos electronicos.
Besos

rosscanaria dijo...

Yo sí recuerdo al cartero, el basurero e incluso el sereno que nos pasaban la felicitación para pedir el aguinaldo...
Besitos de bella semana Balo,

Pilar dijo...

Me encanta enviar felicitaciones, las diseño para cada año, elijo papel, sobres y un pequeño detalle que habla de mi amor por los que quiero y les acerca mis mejores deseos a pesar de la distancia.
Me gustó mucho tu entrada.

Javier dijo...

Las felicitaciones tradicionales siempre me han parecido más personales y cálidas, el resto son formas rápidas y frías de "quedar bien".

Un beso

Anjanuca dijo...

Te decía yo en un comentario, que no se ha publicado noséporqué, que yo pertenezco a los pocos bichos raros que aún seguimos enviando tarjetas de Navidad. Estamos a punto de ser incluídos en la lista de animales en peligro de extinción de Greenpeace.

De hecho, esta semana me voy a poner a ello.
Besucos.

Adrián J. Messina dijo...

Que buena entrada. Sinceramente respeto las fiestas por su tradicion y a quienes las festejan. No soy muy seguidor de ellas. Me parecen demasiado consumistas. Con nuestra gente debemos estar toda la vida, no una vez por año.
Felicidades para todos, de todas formas, obviamente.
abrazos.

Es-Fácil dijo...

Hace muchísimo que no recibo tarjetas, y aún más que no las envío. Quizás sea hora de volver a las antiguas tradiciones... eso sí, en papel reciclado ;)

¡Un abrazo!

Joaquinitopez dijo...

Pues yo pienso ser la pequeña aldea gala de la felicitación navideña.
Un abrazo

7 letras dijo...

Yo recuerdo, sobretodo porque mi madre la canta todas las navidades, eso de "deme usted el aguinaldo, señora por Dios, que venimos cuatro y entraremos dos... que yo no me voy sin el aguinaldo"
Interesante entrada, me ha gustado mucho.
Un abrazo.

ONUBIUS dijo...

La era digital va fraguando su eliminación, pero también es verdad que el correo en Navidad aumenta y entre facturas y notificaciones del banco entre otras lindeces publicitarias alguna que otra tarjeta se cuela, una buena costumbre que deberíamos alimentar y no dejar en el olvido...


abrazzzusss

Adrián J. Messina dijo...

Si, lo que ocurre es que la tecnología es cómoda para este tipo de cosas y se encuentra mucho más al alcance de la mano. Además de no tener que tomarse el trabajo de escribir...
Buenísima entrada.
Abrazos.

Maria Luisa dijo...

Balovega-
Menuda leccción nos has dado de las postales...
A mi me da pena que se vaya perdiendo la costumbre, casi ya no encuentras postales.
Estos inventos modernos nos aturden, yo aún sigo mandando las postales, y me gusta recibirlas.

Recibe mi cariño y todo mi amor para estas:
¡FIESTAS Y SIEMPRE!

carlos63 dijo...

Tienes razón antiguamente podías llenar el árbol con ellas ahora a duras penas recibes 3 ó 4. Por desgracia con el avance tecnológico parece que van a pasar a la historia. Muy buena la introducción histórica.

Un beso.

mamen dijo...

Yo soy ya mas vieja que carracuca, porque aun sigo mandandoles postales a algunos amigos, y ademas ellos tambien me los mandan a mi, asi que segun llegan las pego en la entrada de la casa sobre un espejo grande que hay, pero la verdad es que cada año recibo menos postales y mas llamadas de telefono, esta postal escrita es para ti, para no perder las costumbres, un beso amiga

Dirty Clothes dijo...

Pues yo todavía no he recibido ni una tarjeta de felicitación :(

dirty saludos¡¡¡¡¡¡¡¡

MariluzGH dijo...

Hola :) vuelvo para dejarte un enlace donde encontrarás mi felicitación -de estas fechas- para ti y tus amigos- seguidores Feliz Navidad

abrazos cálidos

Cristina dijo...

Nosotros seguimos con las tarjetas navideñas,gracias a los peques que en el cole siguen la tradición,la verdad...un beso¡

Rubén Lijó Sánchez dijo...

Muy buenas,

Esta entrada me ha llamado mucho la atención. Me gusta la navidad, no tanto por su significado religioso, sino más bien por lo que significa en términos emocionales... Aunque últimamente parece que esto último se esté olvidando un poco.

Hace unos días escribí acerca de ello, y es que opino que es bueno mantener esa faceta de la navidad, e intentar en la medida de lo posible dejar a un lado el consumismo exagerado en el que se está convirtiendo.

Un saludo. Me suscribo al blog ;)

Publicar un comentario